Plaza Mayor de Riaza Julio 2012

Seguidores

jueves, 27 de septiembre de 2012

MIZUNO WAVE PROPHECY



Mizuno Wave Prophecy
 335 gramos. Ese es el peso mínimo que le pido a una zapatilla. Eso no quiere decir que quiera que sea pesada, pero las nuevas tendencias de los fabricantes en aligerar sus modelos, hacen que no tengan la duración de tiempos atrás.

Más confort, menos altura de talón y una pisada más natural son los mandamientos de la nueva generación de zapatillas.
Todo esto está muy bien pero tiene que haber una correspondencia entre lo que me prometen y lo que percibo. No me sirve de nada dar con un modelo que me venga bien y que dura en el mercado escasamente un año. No quiero jugar a las adivinanzas, ni a las probatinas, ni pagar más por algo "infinitamente mejor" que me va a durar bastante menos que antes.

Mis actuales Saucony Triumph 8 van de lujo, pero necesito buscar otra zapatilla más para entrenos largos.
La versión 9 es más ligera y más plana y no tengo ningún interés de hacer de conejillo de indias.

La idea para los siguientes meses es rodar fuera del monte e incluso preparar alguna distancia superior a la media maratón. Eso ya se irá viendo.
Así que aprovechando que en septiembre se renueva toda la gama en las tiendas, paso por mi "consejero habitual". Pruebo las nuevas Creation, de las que he sido usuario de tres versiones y pido que me saque el modelo Prophecy. Estuve un rato dando vueltas por el establecimiento y vuelvo a comprobar (ya me las había probado el año anterior en su estreno) que la Creation parece una zapatilla de gama baja en comparación con la Prophecy. Por lo que que decido llevármelas. Me hacen un muy buen precio por el modelo  del año pasado, así "que me hicieron una oferta que no pude rechazar".

Días después hice la prueba de campo. Llevo arrastrando unas pequeñas molestias en el tendón de Aquiles, pero después de rodar durante aproximadamente una hora, la molestia era prácticamente inapreciable, aunque se nota que hay que reblandecer un poco la suela con el uso, las sensaciones son muy buenas.
Para mover la amortiguación hay que pesar, y como peso, la zapatilla tiene un buen confort.
La suela tiene un buen agarre, como todas las Mizuno y ofrecen una buena ventilación.
Al que le guste sentir amortiguación blanda, esta no es su zapatilla.
Para los corredores con poca eficiencia biomecánica, entre los que me incluyo, este calzado nos perdona muchas incorrecciones técnicas y nos va a permitir hacer rodajes largos sin penalizar la musculatura.
Ya se sabe, se hace camino al andar. Veremos con el paso de los kilómetros cómo se van comportando.
Con el diseño extremo del doble wave, abstenerse de rodar por terrenos abruptos porque la suela no soportaría bien el impacto puntual y fuerte de piedras e irregularidades. Esto ya pasaba en los modelos Creation, pero en asfalto y pistas en buen estado el comportamiento es excelente.

De todas formas, si se busca la comodidad y rendimiento de las zapatillas de asfalto en las de trail, esto no es posible ya que la montaña exige reforzar tanto la suela como el mesh. Claramente la Prophecy es una zapatilla de asfalto, así que rodemos con ella por donde hay que rodar.

Que me perdonen los minimalistas, pero los dolores y la adaptación no van conmigo.


Publicar un comentario